Archive for June, 2014
DECISIÓN SOBRE EL GASODUCTO SUR PERUANO COINCIDE CON VIAJE PRESIDENCIAL A FRANCIA

Escrito por:  César Gutiérrez.

El tema controvertido a resolver es la disminución de participación de la francesa GDF Suez

903 PROINVERSIONLuego de siete años de marchas y contramarchas, el proyecto gasoducto sur peruano (GSP), debería tener un consorcio ganador que se encargue del financiamiento, construcción y operación, el próximo lunes 30 de junio, según el cronograma del proceso de competencia organizado por la agencia estatal Proinversión.

Como ocurre en estos megaproyectos, siempre hay temas de discusión hasta último minuto y en este caso estamos ante una decisión que requerirá mucha firmeza del comité a cargo, pues a la hora de la presentación de los sobres, el pasado jueves 26, ha ocurrido un hecho inesperado, uno de los dos consorcios en carrera, se ha visto en la necesidad de solicitar un cambio en su conformación. Se trata del grupo conformado por: Tecpegas SA, TGI SA ESP, Gasoducto del Sur SA y GDF Suez South Peruvian Gas Pipeline SA. , que tienen como espaldas societarias a Techint de Argentina, Transportadora de Gas Internacional de Colombia, Sempra de los Estados Unidos de Norteamérica y GDF Suez de Francia, respectivamente.

Según el pedido del consorcio en mención, la participación de GDF se deberá consignar con una reducción al 2% del total. La implicancia de esta pretensión queda en manos del comité que deberá hilar muy fino, pues según el último cronograma del concurso el plazo límite para la conformación de consorcios venció el día 20 y la solicitud se ha hecho en el acto de apertura del día 26 del presente mes.

Ahora se entiende porque hubo todo el despliegue mediático solicitando ampliación de plazos, era obvio que GDF cuyo accionista principal es el estado francés, estaba solicitando reducir su participación, donde se esperaba que tuviera no menos del 25% del accionariado y no el magro 2% que hoy pretenden suscribir. La razón de fondo está en la ajustada situación del estado galo por la crisis financiera europea que ha llevado al gobierno de Francois Hollande a la necesidad de anunciar serias políticas de ajuste a partir de los primeros meses de este año. Tan es así que empresas símbolos para los franceses como la multinacional Alstom, haya tenido que vender su unidad de energía a la norteamericana General Electric, que ha pagado 12,350 millones de euros.

El comité de Proinversión deberá decidir por la declaratoria de las descalificación de los aludidos, que por supuesto va significar un jaleo de marca mayor, justamente en el momento en que Ollanta Humala viaja a París el día de hoy debiendo quedarse hasta el día 03 de julio, según el permiso otorgado por el Congreso de la República. En su agenda está previsto entre otras, dos reuniones muy sensibles: con el presidente Hollande y con la gremial empresarial Medef. Obviamente el tema controvertido será abordado. Las experiencias de las consecuencias de las reuniones de Humala en París, no son muy auspiciosas para los competidores de empresas francesas en concursos, el último caso ha sido la adquisición de un satélite donde se desplazó a una renombrada firma británica, que según los especialistas fue una medida arbitraria. Lo que se espera es que se actúe respetando la ley y que el hoy encumbrado Ministro de Economía y Finanzas, Miguel Castilla, Presidente de Proinversión deje la libertad al comité y no pretenda ejercer presión política, no podemos empañar un proceso donde hay en juego nada menos que 7,800 millones de dólares que pagaremos los usuarios de electricidad.

 
SOLO CON VISION INTEGRAL DE LARGO PLAZO EL PROYECTO TALARA SE CULMINARA EN LOS MEGAPROYECTOS LOS CUELLOS DE BOTELLA SON MÚLTIPLES

Escrito por: César Gutiérrez.

Once años han pasado para que la botella de champagne se rompa y dar la largada a la tanta veces mencionada modernización de Refinería Talara, de la estatal Petróleos del Perú (Petroperú). Mucha agua pasó bajo el puente: seis presidentes de directorio, con sus respectivos directores y ejecutivos, sin retroceso en la orientación, con mayores o menores discrepancias, pero siempre en la misma dirección. La pirotecnia mediática gubernamental no se hizo esperar, cosa que hubiera hecho cualquier político, pero sobre la que hay que hacer algunas reflexiones.

600 Humala en TalaraEl anuncio del inicio del proceso de modernización, no le sumó nada a la aprobación presidencial, pues parafraseando y trastocando el poema Masa de César Vallejo: “el presidente ¡ay! siguió cayendo”, el guarismo lo puso en 21% en la encuesta Ipsos Perú, realizada entre el 10 y el 13 de junio pasado, período en el cual debería recogerse los réditos políticos, pues el acto de primera piedra se había realizado el 29 de mayo. Tema a tomar en cuenta, pues el amplio despliegue no evitó que se disminuyese en un punto porcentual la aprobación presidencial, respecto al mes anterior.

Esto es una clarinada de alerta, en el mejor momento no tuvo significancia positiva alguna en la mirada del ciudadano visto en las cifras agregadas y de ahora en adelante, así como se registrará un movimiento en la zona, dando una sensación de bienestar, también se enfrentará más de un conflicto. Los sesudos comunicadores que usaron para sus mensajes: los 3,500 millones de dólares de inversión, los 1,860 millones de dólares de impacto en el PBI en la etapa constructiva y los 14,000 empleos directos o indirectos; ya deberían ponerse a pensar que esta lluvia de cifras políticamente tiene valor feble.

Lo que corresponde hacer de ahora en adelante es lo que a mí me motiva en este tema. Lo importante es cambiar de mirarse el ombligo a ponerse ver el horizonte. En todo megaproyecto las variables que hay que poner en la mesa de discusiones para tomar decisiones correctas, pasan por tres grandes ámbitos: el desarrollo contractual, el político y el de relacionamiento social.

El desarrollo contractual, tendrá sus complejidades, por dos razones: las posibles variaciones de precios y me refiero a aquellas que tengan sustento y las aprobaciones de los avances de obra que justifican los pagos parciales. En ambos casos, el tema de fondo será la firmeza de los funcionarios para dar visto bueno a los planteamientos de la contratista.

Por más que exista una supervisión externa contratada, en este caso el Project Management Consulting (PMC), a cargo del consorcio Inelectra-Nippon Koei-Idom; la firma será de los funcionarios de turno en Petroperú. Ellos tendrán dos frentes de acoso: la Contraloría General de la República (CGR), que tendrá dos versiones: la presente que se irá casi al finalizar este gobierno y la que venga con el próximo presidente y adicionalmente la racionalización de personal que está en elaboración por la consultora preferida del Ministerio de Economía y Finanzas, Wood Mackensey. Es decir el día a día de los responsables se pasará entre que los pueden acusar o los pueden echar, lo que ocurra primero; como se suele decir en los contratos. La solución va por dar señales de estabilidad a los que deben hacer las firmas y si hay que relevar a algunos, que de una vez se haga. Esa es la tarea inmediata de la consultora.

En cuanto al manejo en el frente político, la preocupación de esta administración y me refiero a: Petroperú, Ministerio de Energía y Minas y Ministerio de Economía y Finanzas; debe estar en no dejar un resquicio alguno de suspicacias en cuanto a las cifras y relaciones contractuales. No es suficiente decir que la CGR dio su aprobación y que la Corporación Financiera de Desarrollo (Cofide) elaboró los flujos. En el primer caso, ya hemos visto como en el Ministerio de Defensa, con esta misma CGR en dos escenarios políticos diferentes, pasaron de dar un informe favorable a encontrar responsables de los que habían conceptuado la operación. En cuanto a Cofide, como cualquier institución del estado, el relevo de gobierno, que encontrará la construcción a medio hacer, significará cambios y habrá que ver que los nuevos no vengan con sed persecutora. Más aún cuando esta gestión gubernamental se ha abierto múltiples frentes de enemigos políticos. Y por el lado del Congreso, luego de la herencia de megacomisiones investigadoras para indagar miniproyectos, imagínense lo que puede ocurrir con los megaproyectos. Recomendación: prolijidad y transparencia en su máxima expresión con lo realizado y en lo que se va a ejecutar.

Finalmente en cuanto al relacionamiento social, con toda la expectativa de trabajo creada desde el 2011 por este gobierno, que compete a empresas y ciudadanos, no habrá sitios para todos y por tanto la masa de descontentos no será poca cosa. Aquí lo que compete es un trabajo de filigrana sobre los que se queden fuera; los comunicadores tendrán que transmitir que lo que se contrató “es lo que hay” como dicen los sevillanos y que la decisiones que se tomaron fueron justas. Suena fácil decirlo, pero la realidad es que esto es más complejo que armar el “cubo de rubik” en tiempo record.

El estado tomó la decisión de hacer una obra inédita en tamaño de inversión en la administración pública peruana, lo peor que le podría ocurrir al país es que se detenga, pues sería tirar recursos al traste. Para que ello no ocurra las tareas mínimas a realizar son las que describo en este artículo y lo digo con conocimiento de causa después de estar recorriendo durante años los vericuetos del jaleo público y judicial, como ex funcionario de entidades estatales.

 
DEMAGOGICO ANUNCIO DE DESTRABE DE INVERSIONES EN HIDROCARBUROS

Escrito por: César Gutiérrez

Algarabía en los agentes económicos ha producido el anuncio de medidas reactivadoras, elaboradas por el ministro de Economía y Finanzas, Miguel Castilla, quien me parece que se está tomando las cosas con demasiado ligereza, pues aún no se conocen los detalles, que es lo que permitiría dar opinión objetiva, pero si empezamos a dar juicios de valor sobre los titulares que ha generado concluiremos que hay más de demagogia que de medidas concretas.

imagen-lmcVeo anuncios sin mayor sustento, laxos para los responsables y contradictorios con la realidad que se viene viviendo, es el caso de la flexibilización en las reglas de juego medioambientales y un supuesto destrabe de inversiones por 11,000 millones de dólares en el sector hidrocarburos.

En primer lugar la cifra de 11,000 millones de dólares sería bueno que el titular de la cartera del jirón Junín no las explique, pues según información actualizada de la agencia estatal de la promoción de exploración y producción de hidrocarburos, Perupetro, existen 29 contratos de un total de 72, en fuerza mayor. Deberíamos asumir que la cifra de inversión impedida de realización está referida a estos contratos suspendidos, lo que significaría que en promedio, en cada contrato, es decir en cada lote exploratorio o productor se invertiría 379 millones de dólares, por supuesto que este número es inconsistente.

En segundo lugar, el ministro refiere que hay que evitar las multas excesivas pues constituyen un incentivo perverso para las inversiones, es decir que la avidez recaudatoria supera la objetividad de la medida. Aquí hay un elemento más que no se está tomando en cuenta, que la sanción debe tener poder disuasivo al infractor pues puede resultar más rentable pagar la multa que tomar medidas correctivas, no veo un análisis de esto por ninguna parte.

Finalmente, me sorprende lo despistado que es en política el señor Castilla; el Ministerio del Ambiente ha declarado en estado de emergencia ambiental a 17 comunidades de la cuenca del Marañón, Pacaya Samiria y alrededores del Lote 8X y el Ministerio de Salud ha establecido la emergencia sanitaria en las cuencas del Marañón, Corrientes, Pastaza y Tigre; y quiere legislar en flexibilización medioambiental, despropósito supremo.